Miguel Herrera “El Piojo” pasa por mal momento.

Por Angélica Rangel

Miguel Herrera está viviendo su peor momento como entrenador del conjunto azulcrema. Más allá de lo futbolístico hay un desgaste en el DT de Coapa, quien regresó a ser un personaje emocional y la sombra de una suspensión de cinco o más partidos está cada vez más cerca.

Si esto no es suficiente- y con el Clásico Nacional en stand by porque el Guadalajara NO ha mostrado ser un rival de categoría-, las Águilas llevan siete partidos sin ganar, con muchos momentos malos en la táctica.  

Las indisciplinas de los jugadores, sobre todo de Roger Martínez, han costado puntos importantes, y las contrataciones, en específico de Gio Dos Santos y en ocasiones de Memo Ochoa, no han podido alcanzar la claridad que se requiere.

El vestidor azulcrema podría estar en riesgo de descontrolarse por faltas de conducta, supuestas solicitudes de renovación o para salir del club en el próximo mercado de fichajes y reclamos de su hija mayor, Tamara, en redes sociales.

El DT fue expulsado en el minuto 82 del clásico joven, pero en la cédula arbitral no especifica el porqué de la tarjeta roja. Si fue por un insisto, podría irse castigado dos partidos, pero eso no fue todo.

Decirle “maricones” y “puto” al central, Marco Antonio Ortiz Nava y sus asistentes, le costaría varios juegos de sanción y una multa de medio millón de pesos, según el reglamento de sanciones de la Liga MX, donde se señala que “una infracción por racismo o discriminación será suspendido por un mínimo de cinco partidos”.

Te puede interesar:  Efraín Álvarez se queda con México

A pesar de la disculpa ofrecida por El Piojo en redes sociales, la Comisión Disciplinaria deberá investigar al entrenador azulcrema y publicará la sanción esta tarde.

Comentarios