Primero Editores / Ingrid Ahumada M.

Toluca, México.- Desde el pasado 31 de diciembre alrededor de 150 pequeños no reciben tratamiento y quimioterapias por falta de medicamentos en el Hospital del Niño en Toluca.

Ante lo anterior, este miércoles padres de los pequeños se manifestaron frente a las instalaciones para exigir la atención de sus hijos, así como la intervención de la Secretaría de Salud, al gobierno federal y estatal, pues al interrumpir el tratamiento de los pequeños corren el riesgo de retroceder en la batalla contra el cáncer.

Fue poco antes de las 12:00 horas, cuando una comitiva de padres de familia fue recibida por autoridades del hospital, a su salida explicaron que está es la primera vez que los reciben, pues ante la queja de la falta de medicamento anteriormente no habían obtenido respuesta.

“Nos dijeron si no hay (medicamentos) los tienes que conseguir, pero de dónde, nuestros hijos los necesitan, no es una gripa, es cáncer y el cáncer se aplaca y regresa, pero cuando regresa lo hace más agresivo”, señaló una de las madres de familia que pidió omitir su nombre por miedo a represalias.

En algunos casos, los padres de familia viajan con los pequeños desde Temascaltepec, San Felipe del Progreso he incluso de la Ciudad de México, lo que les genera fuertes gastos, pues los médicos les piden volver al otro día para ver si ya llegó el medicamento y, en caso de haber llegado, ver si alcanzan las dosis del mismo.

Medicamentos hasta el viernes

En tanto, las autoridades del hospital les informaron que la causa del desabasto es que los laboratorios no están trabajando los medicamentos y los deben conseguir incluso a nivel internacional, aunque les aseguraron que llegarán el próximo viernes, sin embargo, los padres de familia continúan pendientes debido a que saben de casos como este en hospitales de la Ciudad de México y temen por la salud de sus pequeños.

Te puede interesar:  Realizarán trabajos de la Autopista Siervo de la Nación

A la bebé de diez meses de María de Jesús, no la han atendido desde el pasado seis de enero, cuando no se encontraba estable e incluso tenía temperatura. Ella acude hasta cinco veces a la semana al Hospital del Niño desde Capulhuac para que su pequeña reciba quimioterapias y el tratamiento correspondiente para Leucemia Linfoblástica Aguda.

Al no obtener los medicamentos, debe conseguirlos por fuera, lo que representa un esfuerzo mayor, pues los gastos que tiene al ser madre soltera de por sí ya son muchos.

¿Desabasto nacional?

Es preciso indicar que, uno de los fármacos faltantes en el Hospital del Niño en Toluca es vincristina, mismo fármaco faltante en el Hospital General Infantil de México, “Federico Gómez”, donde padres de niños con cáncer también denunciaron el desabasto en al menos siete ocasiones el año pasado y una más recientemente cuando realizaron bloqueos en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).

En esa ocasión, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) pidió a la Secretaría de Salud y a la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) garantizar el abasto del medicamento. Solicitó que se entregue el tratamiento de manera oportuna e ininterrumpida a los niños con cáncer, leucemia y ostesarcoma.

En una conferencia matutina, López Obrador explicó que la falta de medicamento se debe a varios factores como la presión ejercida por personas de hospital para que se conserven contratos monopólicos con empresas que daban los medicamentos y la falta del químico a nivel incluso mundial.

“Había empresas que concentraban la venta de medicamentos de materiales de curación, grandes monopolios que hacían jugosos negocios con las medicinas, con los materiales de curación y había y sigue existiendo complicidad con directivos de hospitales que obtenían cuotas de recuperación”, declaró el presidente.

Te puede interesar:  Analizan cuenta pública estatal, UAEMéx e ISSEMyM

Además, anunció que desde agosto del año pasado, la titular de la Secretaría de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, realiza inspecciones a la empresa Pisa, farmacéutica que tenía monopolio del medicamento para el cáncer en el servicio de salud pública en México y con quienes el gobierno de López Obrador decidió no continuar con esta práctica.

Comentarios

Comentarios